La educación del presente no está construyendo el futuro

De: Natalia Vásquez

Es importante ofrecer una educación consiente ya que tiene una significante importancia e impacto en la vida y el desarrollo de los jóvenes , es donde se forman y forjan las mentes del futuro.

En la educación es donde se pasa la mitad de nuestro tiempo, de nuestros días, se calcula que pasamos cerca de entre 17 a 20 años en la escuela. Lo cual es verdaderamente mucho tiempo, y la realidad es que en ese tiempo no siempre se recibe la educación adecuada para construir un futuro balanceado, exitoso e innovador.

Se nos educa para pasar por las etapas escolares establecidas, donde la mayoría de las personas nacen, crecen, estudian, trabajan y mueren. No se nos está enviando el mensaje correcto, no se nos está alentando a innovar, a salirnos del molde y emprender nuestro propio sueño. Por ejemplo, en las estadísticas y estudios previamente realizados demuestran que más del 70% de las personas no les gusta su trabajo y el 93% de las personas tienen un sueño que no han podido cumplir o realizar. Creo yo, que todo eso empieza en la educación, en las materias que se nos enseñan en la escuela, se nos enseñan cosas que en nuestro mundo no nos servirían realmente, y muchos menos para lograr nuestro sueño.


La educación juega un papel fundamental en el desarrollo de las personas, es donde nos deberían enseñar herramientas para nuestro día a día, para formar un futuro que nos apasione y realmente aportarle algo al mundo con nuestras acciones. Nuestra educación debería contar con materias que nos guíen en temas esenciales en la vida como salud mental, creatividad, innovación, toma de decisiones, materias planteadas en nuestra realidad, que nos enseñen a cómo actuar en el mundo real. Algo que a menudo escucho de gente después de graduarse, es que a la hora de vivir solos, de ser independientes y enfrentarse al mundo, se sienten perdidos, lo cual si, es normal sentirse
desubicados ante un cambio. Pero que sienten que no saben como actuar, se dan cuenta que todo lo que aprendieron durante toda su trayectoria en la escuela les es inservible en su vida diaria, lo que en su mayoría los orilla a tomar el camino establecido y aprendido, dejando a
un lado sus sueños o abandonándolos cuando les dan un golpe de realidad.

El mundo, la vida, no es algo fácil y mucho menos cuando durante los últimos años de nuestro crecimiento sólo hemos aprendido números y fechas, se nos debería enseñar a cómo actuar ante las dificultades naturales de la vida, de nuestra propia batalla contra el mundo.

Leave a Comment

Your email address will not be published.